Las escuelas técnicas pueden acceder a vehículos para sus prácticas: PRONACOM

El Programa Nacional de Descontaminación, Compactación y Disposición Final de Automotores (PRONACOM), del Ministerio de Seguridad de la Nación, establece que los automotores abandonados, perdidos, decomisados o secuestrados, cuyo dominio corresponda al Estado Nacional o a los Estados Particulares, deberán ser descontaminados y compactados en forma previa a su disposición en calidad de chatarra.

El PRONACOM le proporciona a cada municipio el procedimiento, la maquinaria, la disposición final del residuo, que es lo más importante, sin costo alguno para la Municipalidad. A su vez, el Programa pone como condición que todo el rédito que proporciona este material reciclado y reutilizado por una empresa metalúrgica al que vende el municipio, sea destinado a una entidad de bien público.

En el marco de este procedimiento, el PRONACOM colabora también con Escuelas (Técnicas), donándoles varios motores de motos, que están en condiciones de ser sometidos a compactación y de inutilizarse, para poder ser trabajados con los alumnos.

¿Qué es el PRONACOM?

Es un programa que pertenece al Ministerio de Seguridad de la Nación, al que puede acceder cualquier escuela del país para recibir vehículos que fueron siniestrados y fueron retirados de circulación y están en playas para ser compactados.

Antes de que suceda la compactación, se les ofrece a las escuelas a partir de un proyecto didáctico de uso de esos vehículos. Uno va y elige y puede retirarlo, previo a la compactación.

En Internet hay una batería muy grande de información de proyectos, programas, seminarios, charlas, y a veces esa contaminación visual hace que muchas escuelas no le presten atención.

¿Qué procedimientos hay que hacer para poder inscribirse o presentarse el mismo?

Existe una dirección de correo dónde uno se conecta con el PRONACOM, que es parte del Ministerio, se presenta y se reciben los formularios para completar un proyecto pedagógico. La escuela debe contar en que piensa usar estos vehículos que está solicitando, cuál es el espacio que tiene para alojar estos vehículos, en que unidad curricular va a impactar y quienes serían los docentes que están a cargo de este proyecto. El proyecto se lo plasma en papel, se lo firma, se rubrica con la firma de los docentes que van a intervenir y se envía vía correo electrónico a una casilla especial que tiene el Ministerio.

¿Qué requisitos se deben cumplir para poder acceder a él?

Pueden inscribirse no solamente escuelas técnicas sino también centros de formación profesional, agro-técnicas, etc. Simplemente lo que deben detallar cuál es el propósito de lo que están pidiendo. Esto es necesario porque se darán casos en los que una escuela va a utilizar una parte del vehículo para hacer un generador o para hacer una bomba de extracción de agua. En otros casos puede que necesiten solo el motor, en otros el tren motriz. Es decir que, de un mismo vehículo pueden beneficiarse distintas escuelas. Cada institución tendrá un proyecto donde aplicará esa parte de auto/moto/bicicleta/camión. Hay todo tipo de vehículo que fue incautado en la vía pública por algún tipo de infracción y que está bajo el paraguas del Ministerio de Seguridad de la Nación. Además hay vehículos de todo tipo: históricos, de colección hasta vehículos de último modelo porque va a depender del procedimiento policial que tuvieron y quizá en un allanamiento hubo variedad de vehículos.

Es un programa destinado fundamentalmente a trabajar con vehículos particulares. Antes de ser compactados las escuelas pueden ir a seleccionar de acuerdo a sus pretensiones que a su vez, dependerán de las especialidades que enseñe cada escuela.

¿Cómo es el sistema para su implementación?

La escuela se inscribe, envía el proyecto al Ministerio fundamentando como va a utilizar lo que retire. Una vez aprobado el proyecto se fija una fecha para ir a seleccionar vehículos. Uno va a una playa de vehículos incautados, playa de vehículos que pertenecen a distintas comisarías, playas de vehículos que son de verificación, elije el vehículo que uno quiere, ya queda pre-seleccionado para la escuela debido a que tienen un número en el parabrisas y son asignados para la escuela y a partir de ahí se genera un expediente, que lo tiene que firmar el Ministro de Seguridad de la Nación. Este proceso tardará 15 días aproximadamente, no más.

 Una vez que está firmado el expediente se fija fecha para ir a retirarlo quedando el traslado queda a cargo de la escuela. Debido a que esos vehículos no pueden circular, hay que trasladarlos en plancha, grúa o tráiler. En el caso de las bicicletas o motos pueden trasladarse también en camioneta.

¿Cómo impacta este programa en la comunidad?

Impacta en forma beneficiosa en diferentes sentidos ya que por ejemplo, los vehículos en playa tienen fluidos contaminantes entonces hay que resolver el tema por una cuestión ecológica, las escuelas tienen el beneficio directo de tener material didáctico de última generación, de un costo que la comunidad no podría afrontar y para el estado sería un gasto muy importante, ya que estamos hablando de cifras que son impensadas.

Otra cosa que tiene, es que estamos reutilizando vehículos que estaban para ser compactados para ser destruidos. Por lo que también impacta muy positivamente en cuanto a la ecología. Pues estamos reutilizando objetos que tienen elementos contaminantes. Además de todo esto, para los alumnos y también para los docentes no sólo tiene valor pedagógico y didáctico sino también estimulante porque son objetos de deseo, vehículos de alta gama, de última generación, que salen en la televisión, en las películas. En nuestra escuela trabajamos en dos especialidades, tanto en automotores como en computación. Porque muchos de los vehículos tienen tanta tecnología que podemos cruzar las prácticas profesionalizantes desde las dos asignaturas.

¿Qué problemas existen actualmente que el programa PRONACOM solucionaría?

Fundamentalmente el de las prácticas profesionalizantes por ejemplo. Actualmente los alumnos trabajan con los autos del personal de la escuela. Tener vehículos reales en los talleres permite que los alumnos trabajen sin ningún tipo de presión, porque no es el auto del director o del profesor de matemáticas. Es un auto real para hacer una práctica real.

¿Qué alcance tendrá dicho programa?

Este programa es de alcance nacional y puede impactar en todas las escuelas técnicas ya que una escuela de electromecánica puede utilizar el motor para hacer un grupo electrógeno. Recuerden que hay bicicletas también que yo pensaba que con ellas pueden beneficiarse sobre todo las escuelas agro-técnicas ya que a veces tienen que recorrer grandes distancias dentro de las escuelas.

¿A dónde habría que dirigirse para acceder a la información que permite participar?

Escribir a pronacom@minseg.gob.ar

 

www.inet.edu.ar

También te puede interesar...